Pep talks NNWM. Rainbow Rowell

Rainbow Rowell, la autora de Attachments y Eleanor & Park y cuya tercera novela, Fangirl, se escribió durante NaNoWriMo 2011, nos ofreció ayer una pequeña carta en la que nos explica su experiencia en NaNoWriMo y cómo la ayudó la competición.

Querido escritor:

Al principio yo era muy escéptica sobre NaNoWriMo.

Parecía algo para escritores no profesionales; o quizás para escritores jóvenes: gente que necesita trucos para acabar sus novelas. Para aquel mes de octubre de 2011 yo ya había escrito y vendido dos novelas, y no podía imaginarme escribiendo ninguno de ellos (ni nada que valiera la pena) en un mes. «Eso no es escribir —pensé— sólo amontonar palabras». Pero entonces pensé lo maravilloso que sería tener un montón de 50.000 palabras…

Puede que algunos escritores disfruten haciendo el primer borrador, esa fase de la escritura en la que todo es posible y forjas tu propio camino, pero yo odio esa parte. Lo único que pienso cuando estoy empezando una novela es en la cantidad de palabras que aún me quedan por escribir; realmente las siento alrededor de mi cuello, estrangulándome. Los primeros borradores siempre me hacen sentir inquietud y deseperación, es como «Oh, Dios, tengo que sacar todo esto y ponerlo en papel para tener algo con lo que trabajar». Me gusta tener algo con lo que trabajar.

Por eso al final me decidí a probar NaNoWriMo, para pasar rápido por esa fase desesperante de la página en blanco y empezar pronto con lo bueno. Me dije que no importaba si el primer borrador era malo; después de todo, todos mis libros han necesitado revisiones de calado, e incluso si NaNoWriMo era una auténtica pérdida de tiempo, si todo se quedaba en un desastre, un mes tampoco es demasiado tiempo. (No si lo comparamos con los cinco años que estuve trabajando en mi primera novela antes de que nadie al viera).

Puede que mis bajas expectativas fueran la razón por la que no tuviera un plan para NaNoWriMo: me tomé unos días libres y avisé a mi marido y a mis hijos de que iba a estar bastante ausente hasta el Día de acción de gracias; y me propuse tres metas:
1. Escribir todos los días.
2. Escribir por lo menos 2000 palabras al día
3. Y (esta era crucial para mí) seguir adelante

Normalmente yo empezaba cada sesión de escritura reescribiendo lo que había hecho en la sesión anterior. Con Fangirl, mi proyecto para NaNoWriMo, decidí retomar la escritura justo donde la había dejado y seguir adelante, sin mirar atrás.

Lo primero de lo que me di cuenta es de lo fácil que me resultaba retomar la escritura. Uno de los retos que tenía que afrontar, como autora, era el de mantenerme dentro del mundo de ficción que estaba creando. Para hacer progresos, necesitaba escribir por bloques (en sesiones de al menos cuatro horas y al menos cuatro días seguidos). Durante NaNoWriMo nunca me alejé del mundo de mi libro lo suficiente como para perder la inercia. Pasé todo el mes inmersa en la historia y eso hizo que todo fluyera mucho mejor de lo normal. Me hice mucho más rápidamente con los personajes y sus voces, las líneas argumentales avanzaban de manera trepidante… Aún no sabía si lo que había escrito era medianamente bueno. (Ni siquiera lo había leído todo seguido), pero estaba tan emocionada que quería escribir todos los días; incluso cuando no estaba escribiendo, mi cerebro seguía trabajando en la novela.

Aún así… realmente no terminé mi libro ese mes de noviembre. Llegué al objetivo de palabras, pero me quedé como a la mitad de lo que después sería Fangirl. Seguí trabajando en enero e hice una reescritura bastante contundente en primavera; y hubo algo que realmente me impactó durante las revisiones: no cambié casi ninguna palabra de las que había escrito en NaNoWriMo.

Ese montón de 50.000 palabras no era ningún desastre. Era de lo más arriesgado que he escrito nunca, y eso incluye a mi personaje favorito: un chaval al que en otras cicunstancias habría enfrentado a la muerte. NaNoWriMo me ayudó a deshacerme de muchas de mis dudas, inseguridades y malos hábitos. Creo que ese es, en parte, el motivo por el que ahora me encanta Fangirl, porque recuerdo cómo me llevaba la novela cuando la estaba escribiendo.

Es un truco genial


Rainbow

Podéis consultar el texto original en esta dirección: http://nanowrimo.org/pep-talks/rainbow-rowell

Publicado por Gileblit

0 comentarios: